CUELLAR, SIN PROBLEMAS

DSC_0120Noqueó en menos de dos asaltos al puertorriqueño Juanma López, quien podo pudo ofrecer ante la potencia del argentino.

LAS VEGAS – Hubo un breve estallido en el Hard Rock Café, y un grupo de argentinos comenzó con el festejo. Es que Jesús Cuellar terminaba de noquear fácilmente a Juan Manuel López, y esa euforia, contenida hasta ese momento, tenía que hacer explosión… Cuellar no tuvo problema alguno con Juanma. De hecho, en el primer asalto, conectó una mano derecha larga al mentón del dos veces ex campeón mundial y lo estremeció. Sin embargo, no perdió la calma, seguro de lo que se venía…

Jesús Cuellar es el campeón mundial Interino pluma AMB, Nonito Donaire es el súper campeón y Nicholas Walters, de Jamaica, es el regular. O sea, un panorama bastante normal para la AMB, en esto de tener diferentes cinturones sin mayores explicaciones. De hecho, el propio Gilberto Jesús Mendoza, presidente de AMB, fue quien le puso el cinturón a Cuellar.

De hecho, en la pelea de fondo, se disputó el campeonato mundial pesado AMB, y el cubano Luis Ortiz, “King Kong”, le ganó a Lateef Kayode a los 54 segundos del primer asalto. Una victoria que podría llegar a discutirse o no, ya que Robert Byrd tomó la decisión cuando parecía que podía seguir en batalla.

Cuellar, que ahora suma 25-1 con19 nocauts, superó la actuación de mayo pasado, cuando venció por puntos a Rico Ramos. Esa noche lució ansioso en extremo y se le escapó un triunfo que prometía ser categórico, ganando por puntos. Ahora sumó a su lado a Juan Ledesma, entrenador argentino con quien ha trabajado durante muchos años. Si bien la voz cantante en el rincón sigue siendo, como es lógico, Robert García, la llegada de Ledesma ha tonificado a Cuellar. “Es una manera de sentirme menos lejos de Argentina, con alguien que me conoce muy bien”, dijo. “Estoy muy feliz con esta victoria y aunque quiero volver a casa, esperaré unos días. Y, por supuesto, estaré junto al Chino Maidana este sábado, esperando por su victoria”.

DSC_0077Es casi una obviedad afirmar que para López ha llegado, definitivamente, el momento del adiós. De hecho, la autorización de esta pelea debió ser tomada con pinzas, ya que venía de perder por nocaut. Ahora su record queda en 34 peleas ganadas (31 por nocaut) y 4 derrotas. Cayó sin atenuantes y fue directamente al hospital.

Así es el boxeo y la vida. Si Cuellar necesitaba agregar un apellido importante a su campaña, ahora lo tiene. Todo será cuestión, ahora, de ver cómo continua su historia…

Galería:

 

Dejar comentario